6 min. de lectura

Diseño Universal de Aprendizajes (DUA): un modelo de enseñanza para todos

FB
Fabián Barriga Urbina 20 de febrero de 2019

La enseñanza ha ido evolucionando en los últimos años, adaptándose a los retos del mundo moderno, pero especialmente entendiendo que el proceso de aprendizaje no es igual para todas las personas. Cada individuo tiene diferentes formas de adquirir conocimiento y es allí, donde entra en escena el Diseño Universal de Aprendizajes (DUA), como una estrategia que ayuda a eliminar las barreras que limitan la adquisición de conocimientos.

Este modelo pedagógico se enfoca en hacer frente a la diversidad de estudiantes que se encuentran en el aula, planteando prácticas pedagógicas e institucionales que logren abarcar, al mismo tiempo, las múltiples maneras de percepción, expresión y motivación de la totalidad de los estudiantes. 

En este sentido, la estrategia DUA, busca que todos los niños tengan las mismas oportunidades de aprender con éxito, creando programas de enseñanza dinámicos que se adelantan a las posibles barreras que se puede encontrar el docente al momento de dar la clase, y que impiden que todos los estudiantes amplíen los conocimientos satisfactoriamente.
 

¿De dónde surge el Diseño Universal de Aprendizajes? 

El Diseño Universal de Aprendizajes, surgió en primera instancia como un paradigma de diseño en el campo arquitectónico. Nació en la década de los setenta, impulsado por el arquitecto estadounidense Ronald Mace, quien propuso el concepto del diseño universal, definido como la creación de productos y espacios que fueran accesibles a cualquier persona, independientemente de su edad, discapacidad u otros factores.

Para lograrlo, el diseño universal se basa en una serie de principios, que buscan eliminar las barreras de uso en la vida cotidiana. Estos principios son: uso equitativo, flexibilidad de uso, simple e intuitivo, información perceptible, tolerancia al error, bajo esfuerzo físico, y tamaño y espacio para aproximación y uso.

Posteriormente, en los años ochenta, el neuropsicólogo del desarrollo, David H. Rose y la experta en educación, psicología clínica y diseño gráfico, Anne Meyer, cofundaron CAST, una organización de investigación y desarrollo, que buscaba mejorar la educación a través del uso de nuevas tecnologías y la investigación contemporánea en las neurociencias cognitivas. De las investigaciones de esta organización surgió formalmente lo que hoy se conoce como Diseño Universal de Aprendizajes.
 

¿Qué es el DUA?

Según David H. Rose, el Diseño Universal de Aprendizajes es un marco educativo que se fundamenta en que todos los estudiantes son diferentes y por tanto necesitan diferentes formas de enseñanza. Así mismo, ofrece una serie de técnicas orientadas a aumentar las oportunidades de aprendizaje efectivo en todos los educandos.

El DUA propone que las barreras de aprendizaje no están en los estudiantes, no es el alumno quien viene con dificultades para aprender, es más bien la situación de aprendizaje la que puede presentar barreras. Entonces, el foco de la discapacidad se desplaza desde el alumnado a los materiales y al diseño curricular. Se trata más bien de transformar y adaptar las condiciones de aprendizaje que de segregar o clasificar a los estudiantes.

El DUA no solo se enfoca en la enseñanza de estudiantes que se podrían denominar como “estándar”, sino que es ideal para la formación de personas con diversidad funcional porque facilita un sistema de apoyo, que favorece la eliminación de barreras físicas, sensoriales, afectivas y cognitivas. Este nuevo paradigma pedagógico, entiende la accesibilidad universal al conocimiento, como una condición imprescindible para lograr la igualdad de oportunidades en el aula.

 

Principios fundamentales del DUA 

El DUA se fundamenta en tres pilares que delimitan la forma en que el docente debe planificar su clase, previendo las posibles barreras que se encontrará en el aula y definiendo formas de evaluación acordes con los diferentes estilos de aprendizaje. Estos principios son:

I. Proporcionar múltiples formas de representación de la información y los contenidos (El qué del aprendizaje): 

Este principio se basa en el concepto de que todos los alumnos perciben y comprenden la información de manera diferente. Por lo tanto, es necesario proveer distintos métodos de representación, que le permita a cada uno el aprendizaje efectivo. Es decir, los contenidos deben ser abordados usando diferentes canales y formatos de percepción (auditiva, visual, motriz), para que el conocimiento se ajuste lo mejor posible a cada uno de los estudiantes.

II. Proporcionar múltiples formas de acción y expresión del aprendizaje (El cómo del aprendizaje): 

En este punto, se trata fundamentalmente de proveer múltiples medios de acción y expresión, que permitan al alumno interactuar y expresarse según sus habilidades. Así como todos los estudiantes captan la información de manera diferente, lo mismo pasa con la forma en que la comunican. Algunos pueden tener tendencia a expresarse bien a través de la escritura, mientras que otros quizá se desenvuelvan mejor hablando.

III. Proporcionar múltiples formas de implicación (El porqué del aprendizaje): 

El tercer pilar se trata de comprender la forma en que el aprendiz se interesa por aprender, y ofrecer opciones que motiven su compromiso con las tareas asignadas. Algunos estudiantes pueden disfrutar trabajando en grupo, mientras otros prefieren las actividades individuales. Se deben crear estrategias que reflejen los intereses de los alumnos, opciones de autoevaluación y reflexión sobre sus expectativas, entre otras.

En síntesis, el Diseño Universal de Aprendizajes se basa en anticiparse a las barreras de aprendizaje de los alumnos y ofrecer opciones que satisfagan las necesidades de cada individuo en todas las etapas de enseñanza.

 

¿Cómo planificar con DUA?

Un punto muy importante que se debe tener presente, es que las estrategias pedagógicas del DUA no se basan en desarrollar actividades diferentes para alumnos diferenciados, se basan en diseñar actividades que brinden oportunidades de elección al alumnado

Para planificar una clase con DUA es necesario identificar las barreras de aprendizaje del grupo y determinar las pautas a seguir para superarlas. Primero hay que entender cuál es la meta que se desea conseguir, luego anticipar las barreras y planificar en consecuencia, las estrategias que mejor se adapten para alcanzar el objetivo.

 

Etapas para planificar una clase con DUA

Planificar una clase o lección, siguiendo las estrategias del DUA se basa en el análisis iterativo del grupo, previendo las barreras que se encontrarán al desarrollar la lección y buscando métodos para eliminar dichas barreras. A continuación, las cinco etapas clave para diseñar una lección con base en DUA, según Jennifer Levine, directora de Aprendizaje Profesional en CAST (Centro de Tecnología Especial Aplicada).

  1. Objetivo: Para empezar a planificar usando DUA, se debe establecer la meta u objetivo que se pretende alcanzar. Este debe definirse, pensando en los estudiantes y asegurándose de que sea claro y riguroso. Asimismo, los objetivos deben ser flexibles, pero iguales para todos; lo que ha de variar es la forma en que se debe lograr la meta.
  2. Método de evaluación: Una vez definido el objetivo, es momento de plantear cómo se comprobará el nivel de aprendizaje. En esta fase, se establece cómo ha de demostrar el estudiante, lo que ha aprendido y qué es lo más importante que debe haber adquirido.
  3. Métodos y materiales: Se deben ofrecer diversas opciones para explorar el contenido y materiales de apoyo variados, que permitan superar cualquier barrera de aprendizaje que se haya anticipado.
  4. Implementación: Es el momento cuando se pone en práctica todo lo planificado y se ejecutan las estrategias definidas.
  5. Evaluación: Una vez terminada la lección, es necesario hacer una evaluación de la planificación para entender cómo se desempeñaron los estudiantes y el nivel de efectividad de la misma. Con base en los resultados, se empieza una nueva planificación, haciendo las correcciones necesarias según lo encontrado en el ciclo anterior. 

 

¿Cómo incluir el enfoque DUA en el aula?

El Diseño Universal de Aprendizajes puede ser muy beneficioso para todos los estudiantes, incluyendo a quienes tienen dificultades de aprendizaje o diversidad funcional. Sin embargo, requiere planificación por parte del docente y una preparación a conciencia de la enseñanza. Estas son algunas formas, en las que se puede implementar el enfoque DUA en el aula:

  • Comunicar los objetivos de la lección: Los estudiantes deben conocer qué es lo que van a aprender y por qué. Una forma de hacerlo, es colocar los objetivos de la lección en un lugar visible del salón.
  • Opciones de tareas: Se deben ofrecer múltiples opciones para completar una tarea. Las posibilidades para completar las tareas son infinitas, siempre y cuando los estudiantes cumplan los objetivos de la lección.
  • Espacios de trabajo flexibles: En este punto, se debe intentar ofrecer diferentes ambientes de aprendizaje dentro del aula. Esto puede incluir el permitir trabajar individualmente, con el uso de audífonos o actividades grupales, según la preferencia del estudiante.
  • Incluir material audiovisual: Esto incluye el acceso a materiales como vídeo, podcast, audio libros, programas computacionales y cualquier estrategia que integre los medios digitales.

No existe una estrategia única para implementar el Diseño Universal de Aprendizajes en los métodos de enseñanza de cada maestro, depende también del contexto y el grupo al que se le está haciendo clases. Lo importante es que en las prácticas pedagógicas se consideren, y en lo posible se abarquen, las múltiples maneras de percepción, expresión y motivación del alumnado. 


19846 vistas

Te podría interesar también

17 de noviembre de 2021 1 min 58 vistas
Pasos para resolver problemas matemáticos

En esta publicación compartimos una versión de: “Pasos para resolver problemas matemáticos”. Los cuales están inspirados en los planteados por George Pólya, matemático y docente húngaro.

12 de noviembre de 2021 2 min 120 vistas
Evaluaciones: diagnóstica, formativa y sumativa

Las evaluaciones son una parte importante del proceso de enseñanza aprendizaje, por lo que se debe llevar a cabo de manera intencionada y sistemática. 

11 de noviembre de 2021 3 min 130 vistas
Momentos didácticos de una clase

Los momentos didácticos de inicio, desarrollo y cierre son ampliamente utilizados por los docentes para organizar y planificar sus clases, en esta publicación queremos contarte en qué consisten, aspectos a considerar y mostrarte algunas sugerencias, las cuales se pueden adaptar al contexto en que se está haciendo la clase y en ningún caso se plantea que todas estas sugerencias puedan o se deban llevar a cabo en una sola clase.